Como comunicarse con mi padre o madre fallecidos

Hay varias maneras de conectarse y comunicarse con los padres fallecidos, por ejemplo, como muchos de mis antepasados eran pescadores, suelo bajar al mar y llamarlos.

Y esta es la otra cosa con la conexión con los ancestros, puede ser más fácil comunicarse con ellos en un lugar donde ellos más frecuentaban incluso donde están enterrados.
Además, si tienes una foto o algo heredado de ellos, también son buenos para establecer esa conexión con ellos, algo que es personal para ellos y que ahora tienes.Si te comunicas con ellos en el interior, enciende una vela y ten sus fotos cerca, respira profundamente un par de veces, cierra los ojos y pronuncia sus nombres. Por ejemplo, cuando pedía ayuda a mis abuelas y abuelos, esto es lo que decía:

Abuelas y Abuelos de mi vida, os invoco, María, Marta, Juan y Carlos, Matriarcas de mi línea familiar, os invoco, por favor ayudadme.

Necesito vuestra fuerza y vuestro poder.

Ayúdame a encontrar la sabiduría en estas horas.

Guíame y muéstrame tus caminos.

Ayúdame a ser sabio en los próximos días.

Luego medita un rato y visualiza a tu padre o madre de pie ante ti o viniendo a ti en un sueño.

La vela puede parpadear o incluso apagarse, lo cual es un indicador de que están contigo.

También puedes experimentar destellos de inspiración o ideas para resolver ciertos problemas.

Siempre pienso en la comunicación con los ancestros como si se tratara de una llamada de larga distancia y tendré un bolígrafo y un papel cerca por si necesito tomar un mensaje, que descifraré cuando colguemos.

Cierra siempre una comunicación ancestral con gratitud y amor, bendícelos a todos y sé respetuoso y despídete hasta la próxima vez.

Trata a los ancestros como lo harías con los abuelos mayores, recuerda que son de otra época así que habla siempre con claridad sin jerga y cuida tus modales.

¿CUÁL ES TU DESTINO? – Tarot Interactivo🔮⚕️💵💘 Salud, dinero y amor: Pronóstico semanal

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*